Un desconocido irrumpe en el domicilio de Michelle LeBlanc, una veterana productora francesa de videojuegos, golpeándola brutalmente y abusando sexualmente de ella. La mujer no da aviso a las autoridades ni a su familia. Los días pasan y el agresor se comunica con Michelle a través de mensajes de texto con contenido sexual, lo que la lleva a sospechar de un joven empleado de su empresa. Mientras investiga al sujeto, al mismo tiempo inicia una extraña relación con su vecino Patrick, misma que tendrá insólitas consecuencias.

Carice van Houten y Sebastian Koch en La lista negra (2006)

Elle (2016) es el regreso del cineasta holandés Paul Verhoeven a la pantalla grande tras una década ausente, después de una estupenda cinta acerca de la resistencia de su país durante la Segunda Guerra Mundial titulada La lista negra (2006). Dicho filme era la saga de una joven judía cuya familia era asesinada por los nazis y que utilizaba su notable belleza para introducirse en el cuartel del enemigo. Pero los móviles de la protagonista no eran el fervor patriótico o el heroísmo, sino la venganza y también la posibilidad de gozar de una sexualidad que en presencia del enemigo se enciende.

Isabelle Huppert en Elle (2016)

Debajo de los personajes de Verhoeven, reptan estas dobles líneas morales que en realidad encierran su esencia misma; desde el policía resucitado en máquina de Robocop (1987) hasta Michelle, la protagonista de Elle, pasando por el obrero convertido en líder revolucionario de El vengador del futuro (1990), el científico que logra la invisibilidad para dar rienda suelta a sus más primitivas pulsiones de El hombre sin sombra (2000) o los jóvenes cadetes espaciales que en su frenesí juvenil enarbolan los peores valores del militarismo a ultranza en Invasión (1997).

Elizabeth Berkley en Showgirls – Lo prohibido (1995)

Recordemos las acusaciones de misoginia que se le hicieron al cineasta en la década de los 90 cuando dos de sus cintas más exitosas: Bajos instintos (1992) y Showgirls – Lo prohibido (1995), retrataron a personajes femeninos poco convencionales, quienes bajo una apariencia física irresistible escondían ambiciones irrefrenables que para conseguirse implicaban valerse de la sexualidad o inclusive de llegar al asesinato. Pero lo cierto es que sus víctimas (por así llamarles) eran adultos a quienes estas mujeres conseguían encender sus lados más oscuros.

Rutger Hauer y Monique van de Ven en Delicias Turcas (1973)

A lo que voy es que Verhoeven no está interesado en una lectura de género, ni mucho menos. Lo suyo es retratar las debilidades más primitivas de la condición humana desde una perspectiva perversa y ver cómo éstas dominan a sus protagonistas (muchos olvidan antiguas cintas suyas como Delicias turcas (1973) y Machos (1980), auténticos tratados acerca del comportamiento masculino alrededor de la sexualidad desde un retrato particularmente crispante).

Isabelle Huppert y Laurent Lafitte en Elle (2016)

Elle está construida en torno a su protagonista femenina Michelle, encarnada con ferocidad temeraria por ese monstruo actoral que es Isabelle Huppert, la única actriz en el mundo que respondió (y con creces) al reto que Paul Verhoeven planteó antes a reconocidas actrices de Hollywood, quienes, temerosas, desistieron de la invitación. El tener a la protagonista de La pianista (2001) hizo que la cinta se filmara en Francia y en francés, pero también le aportó a la historia una atmósfera particularmente peculiar. Elle ocurre en un suburbio adinerado de París, habitado por residentes educados, propietarios de enormes caseríos y fervorosos creyentes religiosos. Es esa atmósfera malsana en la cual ocurrían los thrillers de Claude Chabrol, pero con la violencia y la perversidad explícitas de Verhoeven.

Paul Verhoeven e Isabelle Huppert en Elle (2016)

Una perversidad que se expresa a través de su soberbio lenguaje cinematográfico y su capacidad innegable para crear imágenes inquietantes. Como ese gato voyeurista que abre el filme, mirando casi con picardía cómo su dueña es violada brutalmente en el piso de la sala. O bien, ese momento en el cual Michelle recrea la violación imaginando qué hubiese pasado si se hubiera defendido, gozando con machacar el cráneo de su agresor. Verhoeven es tanto un cineasta transgresor de los valores morales del espectador, como un retratista de la doble moral de la sociedad en la cual la historia ocurre, como esa caricia del vecino Patrick al muslo erotizado de Michelle, que el cineasta concentra en la imagen de la mano de él, mostrando una elegante argolla matrimonial sobre la piel erizada de ella.

Isabelle Huppert en Elle (2016)

Elle comienza como un thriller para transformarse en una reflexión sin concesiones acerca de la mediocridad humana, desde la perspectiva de una mujer capaz de adaptar el horror y la crueldad del mundo a sus intereses. No es que Michelle sea pasiva ante el ataque que padece; más bien, la violencia que irrumpe en su vida despierta en ella una nueva perspectiva de la pasión. Elle está narrada desde la mirada de una psicópata funcional, que mira desde su altura a su hijo hecho un guiñapo por su insaciable mujer, quien desprecia la tibieza de su exmarido y que es capaz de entregarse a su amante con la misma frialdad de un cadáver. Que esto provoque el éxtasis del otro y que en ella misma la violencia conlleve una sensación de éxtasis, habla del lúcido pesimismo con el cual Paul Verhoeven nos mira.

ELLE: ABUSO Y SEDUCCIÓN (Elle, Francia-Alemania-Bélgica, 2016). Dirección: Paul Verhoeven. Guión: David Birke, inspirado en la novela Oh… de Philippe Djian. Fotografía en color: Stéphane Fontaine. Música: Anne Dudley.  Edición: Job ter Burg. Con: Isabelle Huppert (Michelle LeBlanc), Christian Berkel (Robert), Anne Consigny (Anna), Virginie Efire (Rebecca), Laurent Lafitte (Patrick), Charles Berling (Richard), Alice Isaaz (Josie). Producción: Saïd Ben Saïd y Michel Merkt. Compañías productoras: SBS Productions, Pallas Films, France 2 Cinéma, Canal +, CNC, Proximus, Orange Cinéma Series. Duración: 130 minutos. Distribución: Sony Pictures.

Trailer Elle

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here