El joven y ambicioso Peter Schoeffer goza de un gran éxito profesional como escriba en París cuando su padre adoptivo, Johann Fust, un rico comerciante y librero, le pide que regrese a Maguncia, su tierra natal. Allí, un atrevido y cáustico Johann Gutenberg ha ideado un revolucionario sistema de copia: una máquina que él denomina imprenta. Johann Fust ordena a su hijo adoptivo que vaya a trabajar con Gutenberg, para convertirse en su aprendiz.

Resentido por tener que abandonar su carrera, Peter finalmente acepta y comienza a formarse con su nuevo maestro en esa oscura manera de entender el arte de la copia. A medida que su habilidad con la máquina crece, también lo hace su admiración hacia Gutenberg y su dedicación a uno de los proyectos más atrevidos de su maestro: la realización de copias de la Santa Biblia. Pero las dificultades mecánicas y el poder aplastante de la Iglesia católica amenazan su trabajo. El mundo parece alinearse contra ellos, y Peter no sabrá hacia dónde decantar su amor filial; si hacia Johann Fust, quien lo rescató de la pobreza cuando su madre murió; o hacia el brillante y genial Gutenberg, su padre profesional y quien logra inspirarle para llegar a alcanzar su propia maestría.

Atrapado entre el genio y el comerciante, entre las viejas formas y un mundo nuevo, Peter y estos dos hombres que admira deberán trabajar juntos para prevalecer contra una abrumadora sucesión de obstáculos, en una batalla que cambiará irrevocablemente la historia.

El nuevo libro de Alix Christie (Estados Unidos, periodista y tipógrafa) es la recomendación obligada para comenzar el año.

 

EL DISCÍPULO DE GUTENBERG, de Alix Christie. Roca Editorial. 2015.

Dejar una respuesta

Escribe tu comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí