santos4

El Museo Dolores Olmedo llevó a cabo, en el año 2013, la restauración de su colección de 11 piezas talladas en madera de los siglos XVII al XI –conocidos como Santos Estofados- y un Cristo de pasta de caña del siglo XVI. La colección fue adquirida por Dolores Olmedo entre 1975 y 1985. La exposición debe su nombre a la técnica de escultura policromada y estofada, que tiene su origen en la Edad Media y alcanza su máximo desarrollo entre la segunda mitad del siglo XVI y las primeras décadas del XVIII. Los mejores ejemplos de este arte se localizan en los retablos, en los que tanto las imágenes de bulto, como los bajorrelieves desempeñan un papel muy importante. La muestra se divide en tres partes: en la primera nos recibe el Cristo de pasta de caña y otros dos Cristos en talla de madera policromada. Cabe destacar que el Cristo de pasta de caña fue un reto especial, pues nunca antes se había intervenido ni exhibido, y su estado de deterioro estaba muy avanzado. Tras la revisión de varios expertos, la pieza fue sometida a un tratamiento de fumigación. Para conocer la estructura interna del Cristo, se le realizaron placas de rayos X y una tomografía. Los estudios corroboraron que la pieza había sido elaborada en el siglo XVI, y las placas claramente mostraron los pequeños atados de caña con los que se había rellenado su interior. La segunda parte exhibe cuatros santos y un arcángel, todos ellos estofados. En la realización de las esculturas estofadas participaban dos tipos de artesanos: los escultores y los pintores-estofadores. El escultor realizaba la talla en madera, la cual recibía un baño de cola caliente. Después se aplicaba oro o plata en forma de hojas cuadradas muy delgadas pero resistentes. El trabajo del estofado se concluía cuando se pintaban los motivos decorativos sobre el oro con distintos colores preparados al temple. Estas ornamentaciones eran generalmente vegetales para representar el brocado de las vestimentas. Finalmente, se procedía al esgrafiado, de acuerdo al diseño delineado en la pieza, al estarcir sobre el oro y perfilar con carmín. En la última parte de la exposición donde destaca la Virgen Dolorosa, se podrá  apreciar el proceso de restauración del Cristo de caña y los demás santos estofados en algunas fotografías y videos. Museo Dolores Olmedo Patiño, Avenida México 5843, La Noria, Xochimilco. Martes a domingo, 10:00 a 18:00 horas. Admisión $20 nacionales, $75 extranjeros; descuento a estudiantes y maestros con credencial; niños y afiliados al Inapam $1; martes entrada gratuita. (SUR)

Dejar una respuesta

Escribe tu comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí