Foto: Marco Casado

Alba Alonso demuestra su herencia en las tablas y nos regala una actuación desenfrenada que expone no sólo su pasión por el teatro, sino también su interés por la vulnerabilidad de las mujeres en diferentes roles de su vida; sin drama se burla de estereotipos e ideas preconcebidas, en Una  investigación pornográfica.

Vicenç, su contraparte en este monólogo de dos, es compañero de escena y reflejo; fondo musical… voyeur de las mil caras que adopta Alba en escena. Ambos interactúan con el espectador, lo interpelan y acosan… también lo cobijan con humor inteligente y sensualidad…. lo llevan, sin pretensión alguna, a reflexionar sobre el lugar que ocupa el porno en la sociedad contemporánea.

Foto: Marco Casado

La puesta es una propuesta provocativa; un concepto de teatro-cabaret en el que se habla de manera espontánea y natural sobre sexo, pornografía,  travestismo, sadomasoquismo, onanismo, teorías de género… y un largo etcétera. El texto del cual se alimenta principalmente es del libro Teoría King Kong, de Virgine Despentes, complementado con fragmentos del Manual para señoritas, de Pierre Louys del siglo XIX, y por testimonios directos de profesionales de la industria del porno.

Pero esta obra no es sólo texto y testimonio; es también un espectáculo en el que se entreveran música en vivo, proyección multimedia y performance. En un lapso de 80 minutos la propuesta consigue llevar al espectador a una experiencia de reflexión colectiva e individual sobre el lugar que ocupa el porno en la sociedad contemporánea; y a cuestionarle su papel como un ser sexual, movido por pulsiones, deseos y contradicciones fraguadas en el sistema de producción capitalista.

UNA INVESTIGACIÓN PORNOGRÁFICA. Foro Shakespeare, Zamora 7, Condesa. Sábado, 20:00 horas. Loc. $300. Adultos. A partir del 7 de enero. Boletos en Ticketmaster al 5325-9000. (Centro)

COMPARTIR
Artículo anteriorassasin´s creed
Artículo siguientemonstruosismos

Dejar una respuesta

Escribe tu comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí