Todos lo saben tiene lugar en un pueblo en el sur de España, y a pesar de ser la primera vez que el director iraní Asghar Farhadi trabaja en este país, logra capturar de manera atinada el ritmo, la gente y las celebraciones españolas. El cineasta nominado al Oscar estuvo también apoyado por el fotógrafo José Luis Alcaine, quien trabajó con Pedro Almodóvar en Volver y La piel que habito, entre otras.Esta película se enfoca en Laura (Penélope Cruz), quien regresa a su pueblo natal con sus hijos para la boda de su hermana mayor. Durante la boda hay un apagón en el que Irene (Carla Campra), la hija adolescente de Laura, desaparece. Su madre recibe entonces un mensaje de quienes la secuestraron, diciéndole que no puede involucrar a las autoridades si quiere que su hija regrese viva.

Con la ayuda de Paco (Javier Bardem), el dueño de varios terrenos del pueblo con quien tiene una historia amorosa, Laura tendrá que tomar decisiones difíciles y revelar secretos con tal de recuperar a su hija.Gracias a esta trama, la película se vuelve inconfundiblemente una cinta de Asghar Farhadi, y al igual que en sus dos cintas previas: Una separación y El cliente (ambas ganadoras al Óscar por Mejor Película Extranjera) explora cómo reaccionan los seres humanos en situaciones de inmenso estrés, a través de tramas manejadas con suficiente realismo y minimalismo y sin caer en el melodrama.

El título: Todos lo saben, resulta además un juego interesante con el público. Se refiere al hecho de que estos personajes viven en un pueblo pequeño donde todos se conocen y donde los secretos de cada uno se saben, aunque finjan que no para beneficio del portador del “secreto”.La presencia de Cruz y Bardem amplía también el significado del título a la audiencia, ya que el público probablemente esté consciente de que son pareja en la vida real. Pero incluso si no se supiera, basta con ver la química que los actores tienen en pantalla y la comodidad con la que interactúan; proyectando años de historia entre ellos.

Dado que a Farhadi le interesa más explorar las decisiones difíciles que toman estos personajes y cómo afectan sus relaciones, la historia lineal pasa a segundo plano y esto se convierte en una fortaleza.El director elige utilizar de manera sutil la banda sonora de Javier Limón y tomas medias para darle a sus protagonistas el espacio para expresar el estrés por el que atraviesan; mostrando los lados más vulnerables y dolorosamente humanos de Cruz, Bardem y el resto del elenco; en el que también destacan el famoso actor argentino Ricardo Darín (quien se muestra realmente demacrado interpretando a Alejandro, el marido de Laura), y Barbara Lennie como Bea, la esposa de Paco y a quien involucran en esta investigación de maneras que la incomodan y obligan a replantear su matrimonio.

La gran tensión de Todos lo saben posiblemente mantenga al público inquieto la mayor parte de la película, pero vale la pena por comprobar nuevamente el don de Farhadi para ir revelando complejidades de sus personajes e incluso hacernos reparar en las elecciones que tomamos como seres humanos; decisiones que nunca pensamos tener que tomar hasta que nos enfrentamos con una situación límite, como la de estos personajes.

Todos lo saben fue la película de apertura en el Festival de Cine de Cannes (donde estuvo nominada a la Palma de Oro) y se exhibió en el Festival Internacional de Cine de Toronto (TIFF). Fue nominada a 8 premios Goya, incluyendo Mejor Película.

Dejar una respuesta

Escribe tu comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí

13 + 3 =