hayaspectos intrínsecos de la condición humana, siendo la fragilidad uno de ellos. Ciertas situaciones pueden generar en nosotros sensaciones de vacío, de resistencia, de fractura, que revelan la vulnerabilidad de la existencia.En entrevista Talía Falconi, reconocida bailarina, coreógrafa y artista escénica ecuatoriana, explica que Frágil es una obra coreográfica que explora la fragilidad de la existencia desde una mirada poética.

Al preguntarle sobre el detonador de esta pieza, quien se formó en la Escuela de Martha Graham en Nueva York, la Escuela Nacional de Circo Annie Fratellini y la Escuela de Teatro de Movimiento Jaques Lecoq en París dijo que fue su necesidad de seguir explorando desde el movimiento situaciones y personajes que interpelen y abran posibilidades de construir y desarrollar universos estéticos propios; se trata de una artista que le apuesta a la experimentación para transmitir una visión personal en relación con el movimiento, el gesto y la acción coreográfica.

Para la maestra Falconi es de suma importancia destacar la atmósfera sonora de Frágil, ya que cuenta con música original en vivo de Federico Valdez, alternando fuentes acústicas y electroacústicas. Cabe señalar que no es la primera vez que estos dos artistas trabajan de manera conjunta; desde el año 2010 desarrollan proyectos de colaboración artística en México; su fusión les ha permitido establecer nuevas relaciones entre movimiento y sonido, en la búsqueda de un universo poético propio.– ¿Cuáles serían esos temas y lecturas que propone al espectador a través de su propuesta?

Frágil es una obra íntima en la que se exploran múltiples posibilidades escénicas que ponen en juego el conflicto entre resistencia y punto de fractura, visualizándose tenuemente en una mujer que habla consigo misma en un tiempo suspendido o en una acción insistente, deliberada e instintiva a la vez. La obra busca sensibilizar al espectador a través de un montaje escénico generado desde el cuerpo y el espacio, que trata sobre aspectos intrínsecos de la condición humana”.

Sobre el proceso creativo, la maestra Falconi –quien desarrolló gran parte de su trabajo artístico como coreógrafa y bailarina en Venezuela, país donde obtuvo el Premio Nacional de Danza– dijo que en Frágil exploró el movimiento generado a partir de las acciones físicas y cómo éstas conducen hacia una teatralidad concreta.

La compañía Talía Falconi-Federico Valdez/ escena contemporánea se formó en México en el año 2010 con la idea de generar proyectos de creación escénica desde una perspectiva heterodoxa, contemporánea y transdisciplinar, con el respaldo de las experiencias artísticas y de las trayectorias individuales de más de 20 años de sus directores en los ámbitos de la danza, la música, el teatro y los lenguajes audiovisuales. Desde su conformación han realizado residencias de creación y presentado sus obras en diferentes foros a nivel internacional. Han desarrollado hasta el momento tres ejes principales de trabajo: Composición escénica, medios audiovisuales e improvisación escénica.Tal es la esencia que envuelve el montaje Frágil, una propuesta de la compañía Talía Falconi-Federico Valdez / escena contemporánea que se estrenará en el Teatro de la Danza Guillermina Bravo del Centro Cultural del Bosque el miércoles 1, jueves 2 y viernes 3 de agosto, a las 20:00 horas. Los boletos tienen un costo de $150 pesos. Se pueden adquirir en la taquilla del recinto o a través del sistema Ticketmaster.

Dejar una respuesta

Escribe tu comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí

cuatro × 5 =