La relación de Monsiváis con el libro era fundamental. Para él, leer era una necesidad vital y hasta tortuosa. Una compulsión que le obligaba a dejar de hacer lo que estaba haciendo para sumergirse en la aventura que le ofrecían las hojas entre sus dedos.

Quienes tuvieron oportunidad de conocerlo, o de visitar la casa del escritor en la colonia Portales, saben de lo que hablaba Carlos Monsiváis, ese personaje sumergido en un mundo de libros, donde los únicos seres vivos, aparte de él, eran sus gatos.Escena que la artista Teresa Nava ha registrado tal cual en una de las populares maquetas que expone en el Museo de El Estanquillo como parte de la muestra Bibliofilia Mexicana.

Integrada por más de 500 ejemplares originales y poco conocidos, así como obra gráfica, caricatura, grabado e ilustraciones, la exposición reúne ejemplares procedentes de la colección personal de Monsiváis y de otros coleccionistas como Arturo Saucedo.

El recorrido abarca de los códices prehispánicos a joyas editoriales de los siglos XVII al XX –entre ellas volúmenes de viajeros, románticos, costumbristas, cuentos infantiles y estridentistas, hasta llegar al libro-objeto–.Entre las piezas se encuentran obras de gran valor histórico y artístico como el Almanaque Mexicano de Arte y Letras publicado por Manuel Caballero o las obras de Sor Juana Inés de la Cruz, hasta los libros ilustrados por artistas como Rufino Tamayo, Francisco Toledo o Robert Motherwell, por citar algunos.

El montaje, comenta Henoc de Santiago director del recinto, “habla de la pasión de Carlos Monsiváis por los libros. Él coleccionó una gran cantidad de piezas y obras de arte, pero algunos de los documentos más importantes que fue atesorando a lo largo de su vida fueron los libros, de los cuales logró reunir más de 24 mil volúmenes”.

Un video a la entrada de la exposición reproduce una entrevista hecha al escritor en la que habla de su pasión por los libros y de cómo organizó su vasta colección:“Mi biblioteca está organizada por ese gran archivista que es la memoria… Mi bibliografía es la vida que hubiera querido tener. La biografía que anhelaba convertir en mi única y amorosa universidad.… Preguntarle a un lector cuáles son sus libros fundamentales es hacerlo que traicione, que sea infiel y que solo recuerde algunas verdades”.

BIBLIOFILIA MEXICANA. Museo de El Estanquillo, Colecciones Carlos Monsiváis, Isabel La Católica 26, Centro Histórico, 5521-3052. Miércoles a lunes, 10:00 a 18:00 horas. Cierra 15 de julio. (Centro)

Dejar una respuesta

Escribe tu comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí